La contaminación del aire puede aumentar el riesgo de demencia hasta un 40% en áreas con niveles más altos de contaminación de dióxido de nitrógeno

Origen: Altos niveles de contaminación provocan mayor riesgo de demencia